El Poder Educativo 4


Hace tiempo en un curso de creatividad nos propusieron dar soluciones a los problemas de educación. Yo propuse que en un estado democrático se tendría que añadir a los poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial el poder Educativo. Con independencia de los otros poderes, y con ausencia de intereses partidistas y electorales, que así nos va, que cambiamos más veces de leyes educativas que de presentador de Saber y Ganar…

Pues voy a fantasear con el Poder Educativo.

Obviamente el artículo 27 de la Constitución Española se nos ha quedado escaso, y el desarrollo posterior de otras legislaciones que lo complementan también. No estaría mal que el poder Educativo ampliase este artículo y asegurase ciertos derechos como inalienables dentro del ámbito educativo: derecho a la educación musical, derecho a una alimentación sana en los comedores escolares, derecho a enseñanzas artísticas, DERECHO A JUGAR.

Y al hilo de la noticia de que en Suiza se considerará derecho constitucional el aprendizaje de la música y el canto, se tendría que velar por que se diese una especial protección a los alumnos y que se formen en un sistema educativo de calidad y vanguardista. Sería una labor del  poder Educativo el plantearse ejecutar propuestas de calidad que perduren en el tiempo. Y digo ejecutar porque ya hay propuestas hechas desde hace mucho y muy válidas, pero que no se llevan a cabo. Así de cuando en cuando aparecen como noticias revolucionarias en educación la implantación de modelos formulados hace más de 20 años…

Y sobre todo, y muy importante, entender que aunque el retorno de la inversión en educación es muy difícil de ver (sobre todo a corto plazo), es eso: una inversión. No habría que considerarlo gasto.  Está bien que haya economistas que gestionen los recursos, pero no que sean los que dirijan con un gran protagonismo la forma de implantar la educación de forma operativa. Así se evitaría que los más pobres sean también los menos formados (en unos tiempos que casi todos somos más pobres y está generalizado el dicho de Cuánto daño ha hecho la ESO)

El poder educativo contaría con personal cualificado y medios para desarrollar su tarea. No se dejaría en manos de auditores, ni asesores, ni empresas que diseñen los planes de formación de generaciones, de la misma forma que al poder legislativo las leyes no se las hacen las empresas privadas a su antojo.

(perdonad el lapsus pero me ha dado un ataque de risa, que más que una entrada de blog parece un monólogo,

pero sigamos fantaseando…)

El poder educativo podría cambiar de raíz el concepto de ciertos temas satélites a la educación. ¿Os imagináis que las librerías y las papelerías fueran como las farmacias? Y que los libros fueran con receta, y subvencionados y con dosis medidas para cada uno. El poder educativo podría recetar tratamientos con especialistas cualificados en caso de problemas como acoso escolar, de falta de autoestima, de trabajo creativo… También integraría conceptos como el trastorno por déficit de naturaleza en la escuela, o el desorden por carencia de juego… para que fueran diagnosticados y tratados en consecuencia.

Y en infantil trabajaría en una dura legislación:

  • Consumo moderado de fichas

  • No trabajar contenidos de primaria.

  • Aulas grandes, para facilitar  la movilidad

  • Desterrar que niño bueno se identifica con el niño que menos movilidad tiene…

  • Obligatoriedad de una educación lenta…

  • Que el personal docente del primer ciclo tenga suficientes horas no lectivas de preparación de su labor remuneradas y no en casa. (otro ataque de risa)

Bueno lo dejo por hoy. ¿Qué opinas tu? ¿Qué funciones habría que añadir al poder Educativo?

 


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 Comentarios en “El Poder Educativo

  • Quique

    Ahora que estoy aún más cerca de la educación que antes, ahora que por suerte puedo gestionar una Escuela Infantil, ahora, me doy más cuenta que nunca que además de todo lo expuesto por ti (lo cual me parece perfecto), yo añadiría también un apunte o mejor dicho, una reflexión…..
    También los educadores que se creen muy progresistas deberían de dejar de ser fervores defensores de proyectos de editoriales, cero que debería reciclarse, formarse, actualizarse y poner en práctica lo que tanto van proclamando por ahí; porque luego la comodidad de las fichas hechas, del material ya elaborado les aburguesa un poco…..

    Soy más partidario de seguir tu línea educativa y personalizar dicho periodo educativo en función del grupo que tengas en ese curso.

    Eso si, ahora viene el cómo sacar esas horas de preparación dentro del horario lectivo….el gran dilema es este, aunque tampoco seamos “papistas”, toda la vida he visto a mi padre y a mi madre llevarse trabajo a casa (y no eran educadores) y aunque no nos gustara, era lo que había.

    La implicación creo que también lleva algo de eso adjunto, aunque no queramos.

    • admin Autor

      Gracias por tu aportación Quique. Muy interesante. No es habitual ver la opinión de la parte de la gestión por los foros.
      Me gusta lo de los proyectos editoriales, lo recojo para un post. Miedo me da hablar de la mafia (juas juas)

  • janet v. tribouillier

    Yo quiero fanteasera contigo…..para que además se incluya el comprender de verdad qué es eso de las inteligencias mútiples, incluir una comunicación y basada en la escucha pero sobre todo incluir la emoción, hacer e ir con el corazón más en la mano…quiero acompañar al niño desde lo que el niño es….Gracias Fran! Se conseguirá!!

    • admin Autor

      Un grano no hace granero, pero ayuda al compañero.
      Tienes toda la razón, no se podría entender las inteligencias múltiples sin tocar las emociones, es lo que nos hace únicos.
      Gracias por fantasear, que si no se fantasea no se producen cambios.